¿Qué estás buscando?

Bernardo Pérez-Ramírez: “Para hacer una buena carrera hay que tener pasión por lo que se hace”

El científico chileno, Bioquímico y Biofísico de proteínas, actualmente es Director Científico de una de las empresas farmacéuticas más importantes del mundo (Sanofi) y profesor del Departamento de Ingeniería Biomédica de la Universidad de Tufts en Medford, Estados Unidos. Hoy nos entrega algunas de las claves para desarrollar una carrera exitosa en el mundo de las ciencias en el país del norte.

Creer en uno mismo

Uno de los principales consejos de Bernardo Pérez-Ramírez es siempre tener confianza en uno mismo, buscar para qué se es bueno y sacar provecho de ello. También cree que es fundamental la autoconfianza y la capacidad de adaptación en nuevos ambientes, tanto estudiantiles como laborales. “Si crees en ti, siempre podrás destacarte en lo que haces”, dice.

Ser apasionado con lo que haces

Para el científico es muy importante estudiar con verdadera vocación para así también ser un buen profesional. “Si estudias sin una pasión dentro no puedes llegar a ningún sitio; debes querer algo, tener verdaderas ganas y no seguir otro camino por compromiso o por creer que te va a dar más dinero”, asegura y agrega que “si uno ama lo que hace, siempre será lo mejor en ello y no le faltará trabajo”.

Ser constante

“Siempre hay que ser constante y buscar las oportunidades de aprender. Por ejemplo, si hay un científico en alguna región haciendo algo bueno, mi recomendación es tratar de ir, ver el proceso de investigación in situ, tratar de establecer relaciones y estar presente en lo que te llama la atención, sea en ciencias o en otras áreas”, recomienda, pues en su experiencia personal ha sido la mejor forma de avanzar en su carrera.

Aprender lo máximo posible en el área de interés

“Lo principal es aprender, tratar de ser un experto en el tema, leyendo mucho y manteniéndose al día con la literatura científica”, afirma. También cree que es importante aprender o estar en un buen nivel de inglés para poder estar más informado. “El inglés es el idioma oficial de la ciencia, y creo que es fundamental para poder compartir conocimiento con gente de otros países”, concluye.