¿Qué estás buscando?

Discusión en torno a un buen problema

Encuentros ChileGlobal 2014 fue el marco para un gran debate en torno a un tema que cobra fuerza en Chile: la reinserción del capital humano avanzado. Un grupo que crece exponencialmente en un país donde las oportunidades no aumentan a la par. ¿Cómo utilizar de la mejor forma posible este importante potencial?

La creación del programa Becas Chile en 2008 significó sin duda un avance para el desarrollo del país, incrementando la cantidad de chilenos que cursan posgrados en el extranjero, de 2 mil becas entre 2003 y 2007, a más de 5 mil entre 2008 y 2012. Claro que este gran crecimiento trae consigo lo que muchos llaman un “buen problema”, debido a que una de las cláusulas del Programa obliga a regresar para aplicar lo aprendido en territorio nacional, y porque al parecer Chile no cuenta hoy en día con los espacios y capacidades suficientes para dar un lugar a estos miles de investigadores.

Una de las salidas es el diálogo conjunto para buscar una solución y potenciar el capital humano formado dentro y fuera del territorio nacional como una gran ventaja país. Por eso, la jornada del martes 16 de diciembre en Encuentros ChileGlobal 2014 comenzó con la mesa “Reinserción de capital humano avanzado en Chile”, coordinada por la Asociación Nacional de Investigadores en Posgrado (ANIP).

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Debate en torno a la reinserción del capital humano avanzado.

La convocatoria fue amplia e incluyó a diversos actores, tanto del sector público como del privado y los investigadores mismos, quienes se dividieron en tres grupos, para luego confluir en una ronda de resúmenes y preguntas comunes, con el objetivo de generar un documento que será presentado a las autoridades pertinentes a la brevedad.

“Llegamos a conclusiones súper interesantes y se augura un buen futuro en esto”, comenta Carlos Salazar, miembro de ANIP y uno de los moderadores del encuentro. “Acá hay vacíos en varios ámbitos: políticos, reglamentarios, humanos, voluntades, pero creo que efectivamente poner en contacto a distintas instituciones va a fortalecer vínculos y de acá van a salir muy buenas cosas”, afirma.

Entre los problemas que se mencionaron en las conversaciones se destacó la existencia de un sistema muy centrado en la academia. Se habló también del individualismo en los programas de becas, la falta de un programa de retiro de académicos en las universidades y la precariedad de espacios disponibles.

El doctor en Derecho de la Université Paris Ouest Nanterre La Defense (Francia) y profesor de la Universidad Austral de Chile, Pablo Arellano, plantea que existe claridad en que se trata de un problema en común, y en ese sentido todos en su mesa estuvieron de acuerdo en que hay que flexibilizar y diversificar las maneras de inserción laboral, que hoy en día son demasiado estáticas. “Tenemos mucha gente de calidad que está llegando y eso es útil, pero no los sabemos reinsertar. Si eso no se logra vamos a seguir teniendo los mismos problemas con consecuencias a futuro que pueden ser muy graves, como tener muchos doctores cesantes en Chile o que no se quieran regresar”, asegura.

En esto concuerda la Secretaria Ejecutiva del Consejo Nacional de Innovación, Catherine Villarroel. “Al final tener mucha más gente con formación avanzada en Chile es un regalo, y necesitamos buscar soluciones desde distintas partes pero con el ánimo de colaborar, no de pedir”, comenta.

Entre las posibles soluciones mencionadas, se habló de la necesidad de mejorar los programas de doctorado para aumentar la interdisciplinariedad, lograr la capacidad de insertar a los doctores en otros sectores que no sean la academia, y la necesidad de que no todo el aparato científico esté centrado en las universidades. Por otro lado, desde la perspectiva económica, se planteó la posibilidad de crear una plataforma donde exista una base de datos con los currículums de doctores disponibles para que las empresas los conozcan y sepan cuáles son sus áreas de trabajo. Esto formaría parte de una articulación de mecanismos para encontrar una oferta bidireccional de inserción laboral.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Público asistente al debate de reinserción del capital humano avanzado en Encuentros ChileGlobal 2014.

“Otra idea que surgió, que yo creo que es importante, es que se alargue el periodo de reinserción”, explica Mario Rosemblatt, Director Ejecutivo de la Fundación Ciencia & Vida, quien postula que no solo es importante aumentar el número de personas que se reinsertan tanto en la academia como en las empresas, sino también alargar el periodo, de tres a cinco o siete años. “Pero solamente pagarles el sueldo sino que estas personas deberían entrar con un proyecto financiado por el Estado, de tal manera que tras cinco años desarrollando un proyecto con fondos fiscales, la empresa o la academia no van a dejar que esta persona se vaya, al contrario”, manifiesta Rosemblatt.

A juicio del bioquímico y doctor de la Universidad Estatal de Wayne, Estados Unidos es importante reforzar la idea de que no hay por qué forzar a todos los jóvenes chilenos que están afuera a volver. “Tenemos que formar redes, y las instituciones en Chile hoy día podrían colaborar un poco más en la formación de redes con nuestros connacionales en el extranjero, porque eso va a ayudar a mejorar todo el sistema”, agrega.

Carlos Salazar complementa la idea señalando que el investigador tiene también la gran responsabilidad de buscar áreas de interés para el desarrollo: “Si el estado genera una visión país, estableciendo áreas prioritarias donde pondrá sus fichas, eso inmediatamente le está diciendo a todos los postulantes a becas y a todos quienes quieren dedicarse a la ciencia, que en determinados lados tendrá más apoyo del país y de la empresa. La responsabilidad del becario en ese sentido es buscar eso”.

Finalmente, un punto en el que todos coincidieron fue que hay un largo camino por recorrer, que requiere de múltiples tareas y actores involucrados. “No es una sola solución, y depende de acciones del gobierno, de las universidades, que tienen que ver con su lógica de renovación de plantas, acciones desde la empresa que tienen que hacer un esfuerzo para saber cuál es la oferta nacional, y por supuesto del gobierno como ente articulador y promotor de ciertas políticas”, concluye la Secretaria Ejecutiva del Consejo Nacional de Innovación.