¿Qué estás buscando?

Rommy Morales, postdoctorante en la Universidad sudafricana de Witwatersrand: “Los chilenos tendemos a mirar Europa o Estados Unidos y eso impide que uno conozca países similares al nuestro”


La socióloga chilena, académica de la Universidad de Barcelona, participa en el proyecto Life in the city͟ (Vida en la Ciudad), que busca comprender la complejidad y el cambio acelerado en el espacio urbano de Johannesburgo en las últimas décadas. Morales es experta en políticas económicas post autoritarismo y en desarrollo urbano, y desde 2012 trabaja con el caso de Sudáfrica.

El mes pasado, la socióloga chilena Rommy Morales comenzó su participación en un proyecto transversal a todas las facultades de la pestigiosa Universidad sudafricana de Witwatersrand (conocida como Wits). Investigadores postdoctorales de múltiples disciplinas abordarán diferentes problemáticas. El rol de la doctora Morales será elaborar un libro y papers indexados relacionados con su propuesta “El desarrollo institucional neoliberal de la segregación urbana en Johannesburgo”.

Los 9 millones de habitantes del centro urbano de Johannesburgo transforman a esta urbe en una de las más pobladas del continente. El objetivo de “Life in the City” es crear políticas que mejoren la calidad de vida de sus ciudadanos, que hoy lidian con diversos problemas como discriminación, pobreza, desigualdad, desempleo, violencia, infraestructura envejecida, asentamientos informales, etcétera.

Si bien Sudáfrica se ha transformado en una de las cinco potencias económicas emergentes, que conforman el BRICS (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica), tras la recuperación de la democracia en 1994, los indicadores socio económicos lo sitúan como una de las naciones más desiguales del mundo. Sólo un dato: según WID (World Inequality Database), el 10% de la población de Sudáfrica concentra el 65% de toda la riqueza nacional. Chile es el país más desigual, pero dentro de las naciones que conforman la OCDE.

Justamente ese paralelo entre Chile y Sudáfrica es el que la doctora Morales comenzó a investigar, casi por accidente, mientras realizaba un doctorado doble que imparte la U. de Barcelona junto con otras instituciones europeas (European Ph.D. in Socio-Economic and Statistical Studies). Su tesis doctoral se enmarcaba en “Trajectories of Modernity” (TRAMOD), proyecto que analizaba modernidades no europeas.

Mientras Morales estudiaba el caso chileno, los demás miembros del equipo se enfocaron en países más populosos, como Brasil o Sudáfrica. “Empecé a ver que había muchas similitudes entre Sudáfrica y Chile, ya que la conformación de los países post autoritarios (la dictadura militar de Chile en 1990 y del Apartheid sudafricano en 1994), en general tiene patrones comunes y en este caso son bastante comparables”, explica la socióloga de la U. Alberto Hurtado.

Entre sus conclusiones, distinguió mecanismos de continuidad de políticas públicas luego de finalizados los regímenes autoritarios, así como una fuerte influencia de las élites de ambos países en las negociaciones y transición. Además de un cierto “abandono de una visión de desarrollo inclusivo” de las coaliciones gobernantes: la ex Concertación (Actual Nueva Mayoría) en Chile y el Congreso Nacional Africano (CNA) en Sudáfrica. En la búsqueda de la igualdad, una idea que estuvo presente en los discursos iniciales, “ambas coaliciones se rigen en el nuevo contexto de la democracia, con una alta disponibilidad de recursos que mejoran el potencial económico. Pero también en un contexto de elevada dependencia de las economías extranjeras”, detalla.

Recién en 2012, la socióloga, oriunda de Santiago, viajó por primera vez a Sudáfrica. “Siempre digo que hay una especie de muro epistemológico y de conocimiento entre África y Latinoamérica que está mediado por Europa. Conocí África viviendo en Europa. No sabía nada de África”, comenta Rommy. Y añade que el desconocimiento es mutuo: “Se sabe más sobre Argentina y sobre Brasil, pero Chile recién se está viendo. De hecho, no conozco ningún compatriota en este país, aunque hoy me dijeron que hay una profesora chilena en Wits”. Según su opinión, “los chilenos tendemos a mirar Europa o Estados Unidos y eso impide que uno conozca países similares al nuestro”.

A medida que la socióloga se interiorizaba con las políticas públicas post apartheid, conoció el trabajo de Patrick Bond, académico y ex asesor del Gobierno de Nelson Mandela (1994-1999). Bond, experto en economía política y desarrollo eco-social, participó en el diseño de algunas de las iniciativas más relevantes del CNA, como el Programa de Reconstrucción y Desarrollo (RDP, por sus siglas en inglés). “Sus planteamientos fueron centrales en mi argumentación en todo lo que tiene que ver con desigualdad y análisis de las élites”, explica Morales.

Posteriormente, la socióloga fue alumna de Bond en la Universidad de Durban (también en Sudáfrica) donde realizó una pasantía en 2015. Fue él quien el año pasado la invitó a postular a la plaza de postdoctorado en el proyecto “Life in the city”, convirtiéndose en su mentor, ya que actualmente es catedrático de Wits.

En abril Rommy viajó a Sudáfrica por cuarta vez, en esta oportunidad para firmar el contrato en Wits, y para dictar dos seminarios sobre su tesis de doctorado “Las trayectorias de la economía política en los países post autoritarios: los casos de Chile y Sudáfrica”.

En julio regresará para continuar el trabajo en terreno de su postdoctorado, que consistirá en entrevistas y etnografías, a tomadores de decisión, “policy makers”, o probablemente líderes de la sociedad civil organizada, individuos que tengan un margen de maniobra en relación a las políticas públicas, ya que la especialidad de la socióloga de 36 años son las élites y el diseño institucional.